martes, 19 de mayo de 2020

Rasgos y recurrencias en el arte japonés, IX

La planeidad en las artes japonesas, III. La arquitectura, I
Después del anterior artículo consagrado a la planeidad en la pintura japonesa, hoy continuaré hablando de su presencia en la arquitectura, algo que parece una incongruencia.

La planeidad en la arquitectura japonesa
Creo que la idea que he expuesto en los anteriores artículos sobre la planeidad en la pintura se ha podido entender sin demasiados problemas. Sin embargo, ¿es posible hablar de planeidad en la arquitectura? 

Comparemos dos casos, acepto que extremos, pero que nos servirán para captar mejor este concepto de planeidad arquitectónica. La siguiente ilustración es del vestíbulo de la Biblioteca Laurenziana de Miguel Ángel en Florencia.

Miguel Ángel: vestíbulo de la Biblioteca Laurenziana, c. 1530, Florencia. Foto: Wikimedia Commons.

martes, 5 de mayo de 2020

Rasgos y recurrencias en el arte japonés, VIII

La planeidad en las artes japonesas, II. La pintura, II
Después del impasse que hice en el artículo anterior para comentar el uso de la perspectiva axonométrica en la pintura japonesa, hoy recupero el hilo del tema de la planeidad que inicié hace un mes para hablar de una técnica que representa muy bien ese concepto. Me refiero al empleo de tintas planas, de colores sin apenas gradaciones que han utilizado casi siempre los artistas de Japon.

Los colores planos en la pintura japonesa
Cuando los espacios reales, tridimensionales, están iluminados por el sol o por una luz artificial se produce una transición de las zonas iluminadas a las oscuras que puede ser suave si el objeto no tiene aristas o bruscas si las tiene. Ese juego de luces, penumbras y sombras lo plasmaron de manera magistralmente realista los pintores del Renacimiento, como se aprecia en la siguiente ilustración de una obra de Rafael.

Rafael Sanzio: La escuela de Atenas, fresco, 5x7 metros, 1509, Stanza della Segnatura, El Vaticano. 
Foto: Wikimedia Commons.

martes, 21 de abril de 2020

Rasgos y recurrencias en el arte japonés, VII

La perspectiva en la pintura de Japón
En el anterior artículo comencé a hablar de la "planeidad" en la pintura japonesa. Por planeidad me refiero a una determinada forma de representar el espacio que en Japón se ha utilizado a lo largo de toda su historia hasta casi el siglo XX. Sin embargo, nada más comenzar mi exposición surgió el concepto de "perspectiva axonométrica", una manera de plasmar en el papel o en un cuadro las tres dimensiones que apenas se empleó en la Europa clásica, pero sí en el País del Sol Naciente. De eso hablaremos hoy.

La perspectiva axonométrica en la pintura japonesa
A diferencia de Italia y del empleo sistemático de la perspectiva cónica que hicieron sus artistas a partir del siglo XIV, los japoneses no la utilizaron en sus pinturas hasta bien entrada la segunda mitad del XIX. Tradicionalmente, en Japón siempre se trabajó con la perspectiva axonométrica.

martes, 7 de abril de 2020

Rasgos y recurrencias en el arte japonés, VI

La planeidad en las artes japonesas, I. La pintura, I
Después de hablar en los anteriores artículos de la sugerencia en la pintura y jardinería japonesas, hoy lo haré de un rasgo quizás menos evidente: la planeidad. Pero antes debo explicar un poco qué entiendo por planeidad y cómo se manifiesta en la pintura y arquitectura.

El arte japonés, sobre todo la pintura tradicional y el diseño tanto clásico como moderno, ha tendido a diluir la perspectiva y el efecto de profundidad. La impronta de este rasgo es tan profunda que incluso puede descubrirse en la arquitectura, una especialidad que precisamente trabaja con las tres dimensiones, sin las cuales no existiría. Pero empecemos por la pintura.

martes, 24 de marzo de 2020

Rasgos y recurrencias en el arte japonés, V

La sugerencia en las artes japonesas, II
En el anterior artículo empecé a hablar de la sugerencia en la pintura japonesa y hoy lo seguiré haciendo, pero en la jardinería .

La sugerencia en el jardín japonés
El tipo de sugerencia que se utiliza en la pintura japonesa, generada mediante la ocultación parcial del objeto vislumbrado, también está presente en la jardinería gracias a la arquitectura. Vamos a explicar un poco esto último.

Cuando, hacia el siglo XV, el jardín japonés se planteó como un paisaje que podía verse y disfrutarse desde el interior de una estancia, sentado en una posición fija, la arquitectura o mejor dicho algunos de sus elementos comenzaron a utilizarse para encuadrar ese jardín exterior. Los pilares, los cercos de las puertas correderas, los aleros y la tarima de la galería se convirtieron en un enorme marco de una determinada vista del jardín semejante a aquellos que encuadraban los óleos en Europa o a las molduras que rodeaban a los frescos en sus palacios e iglesias.